[Ingredientes: .Insomnio: 50% .Ilusión : 25% .Desilusión: 25%]

sábado, 1 de noviembre de 2014

Herbst





"Lo que no te mata te hace más fuerte" dijo ella mientras bebía café. Se lo decía a si misma, representada por este trozo de papel digital, por esta estela de noches sin dormir. Se lo decía mientras, frotando sus pies congelados, decidía escribir sobre cuánto había aprendido este 2014, un 2014 que empezó de la peor manera posible: viendo unas campanadas en alemán por la televisión, deprimida y bebiendo champán sin alcohol. Deprimente.
Debe de reconocer que en el fondo cree que el dolor es estrictamente necesario en la vida para vivirla al 100% y por ello lo disfruta, por ello se tatúa tanto, porqué le encanta ese dolor qué le recuerda que está mutando en una persona nueva y con más historias en su piel. No, no la malinterpretes, no es sadomasoquista, solo cree que la persona se vuelve más pura, más fiel a su esencia cuánto más bajo a caído y más alto se ha levantado.
No, no se cambiaría por nadie con una vida más fácil; por una familia más fácil, por unas historias de amor menos tóxicas, por haber inmigrado a Londres o simplemente haber tenido la suerte de no tener que inmigrar. No quiere que se lo pongan fácil, lo odia.

Le duelen las pequeñas decepciones del día a día. No entiende por qué la gente cambia tanto, no entiende por qué la gente viene y se va, aparece y desaparece, y no lo entiende porqué ella sigue siendo las7y27 allá dónde esté, sigue hablando sin parar y echando de menos a mucha gente pero eso sí, ha dejado de esperarlos/te y sigue su curso, conociendo gente que quiera escuchar sus historias y aconsejando a aquellos que necesitan un oido.


domingo, 26 de enero de 2014

I'm already somebody's baby






Alguna vez me pregunto que pasaría si nos víeramos una vez más, más allá de vernos en sueños, pesadillas o demás productos de nuestra memoria. Con el paso de los años me he dado cuenta de que nuestra memoria recurre a historias pasadas con cierto regusto a inacabadas cuando la realidad se muestra sin trampas ni cartón, cuando la realidad es que no existe el tío perfecto, cuando afuera hacen -14 grados y hace un mes que no ves el sol, cuando las discursiones son por dinero, el gato o las vacaciones.
Y es curioso como diferentes chicos en diferentes épocas de tu vida de repente coinciden en definirte con ciertas palabras en común que hacen que se te salga el corazón por la boca en un impulso suicida de volver al pasado o mejor dicho volver a mi vida de los 21 años, en esa Valencia que tanto odiaba, en esa vida universitaria que tanto me aburría, con todo lo que tenía en esa epoca. Todos los escenarios han cambiado, todas las personas pero yo sigo siendo "exhuberante y de colores" pero en otro idioma.

A veces me pregunto cómo será tu novia ahora y me la imagino totalmente diferente a mí: una chica tranquila, racional, más seria, nada celosa, la chica ideal para sentar la cabeza. No te guardo ya rencor, he cambiado mucho en estos meses, tanto por fuera como por dentro y sólo deseo que estés bien y que de vez en cuando aún te acuerdes de mí, que no me hayas metido en la caja de las cosas viejas y la hayas bajado al garaje dónde tenéis tantos trastos.